Páginas vistas en total

viernes, 7 de agosto de 2015

Historieando





                Cuando aparecen estos días las noticias sobre los nuevos partidos políticos y sus decisiones en la prensa, siempre hay un grupo de personas que se llevan las manos a la cabeza asombrados y asustados, sobre todo, ante lo que a ellos les parece un gran escándalo. Y lo cierto que la mayor parte de las meteduras de pata que se están cometiendo y se cometerán no son algo tan nuevo como muchos piensan. Y que todas no son meteduras de pata, algo que el tiempo nos demostrará en su momento.

                Leyendo un libro de un amigo que ha sido un placer y un disfrute, ya que lo he hecho poco a poco, me ha recordado algo que ya sabía pero que muchos de nosotros olvidamos  y es lo que ahora llamamos “contracultura” o “ indignados” ha estado presente en nuestra historia desde que el mundo es mundo.

                “Que un pueblo pase hambre ocurre porque sus gobernantes imponen demasiados impuestos, por ello están hambrientos, que el pueblo sea difícil de dirigir ocurre porque sus gobernantes mandan demasiado”

                Esta frase la encontramos atribuible a Lao-Tse en el siglo V a.d.C

                Si seguimos el hilo de la historia en el siglo III a.d.C Grecia sufrió la descomposición de sus valores y como reacción surgió el movimiento de los cínicos que desafiaba la cultura de su tiempo aspirando a cambiarla, siendo uno de sus representantes más conocidos Diógenes, que vivía en un tonel y bebía agua en una escudilla, junto con otro destacado “antisistema” que fue Sócrates, sabio que enseñaba de modo gratuito y que desafiaba las convenciones sociales y la higiene, algo que achacan actualmente a miembros de ciertos grupos políticos. Fue condenado a morir, acusado de “corromper a la juventud” y de “impiedad hacia los dioses”, lo que hoy sería  que concienciaba a la juventud y criticaba los valores y criterios de la cultura que le tocó vivir.

                Un tiempo más tarde aparece la figura de Jesús de Nazaret, al que también podemos considerar “contracultura” de su época y de la actual por su desafío a las normas religiosas, su ataque al templo, crítica al  poder y al dinero, por lo que también fue condenado a muerte.

                Ya en el siglo IV d.d.C, en plena caída del Imperio Romano y con la Iglesia plenamente reconocida en su poder temporal surgen movimientos de la mano de San Pacomio y San Antonio que fueron los monacatos cristianos, un movimiento de vida comunitaria alternativa y espiritual, y donde aparece un discurso que ahora llamaríamos “anticapitalista” de la mano de San Benito de Nursia, San Juan Crisóstomo y el mismo San Antonio que hablaban de “una sociedad perfecta en la que se excluye la propiedad privada”

                Damos un salto en el tiempo y en el siglo XIII, tenemos los monjes mendicantes, en plena época medieval (franciscanos, valdenses, cátaros….) como llamada de atención ante la corrupción de la Iglesia y del feudalismo, proponiendo la vuelta a una verdadera espiritualidad y con aires de comunismo igualitario. Obviamente todos estos nuevos aires fueron sofocados de una forma más o menos violenta, siendo en el caso de valdenses y cátaros la violenta.

                En este mismo periodo surgen las Beguinas, movimiento social eclesial y femenino. Eran religiosas que pese a ser muchas de ellas de clase alta, llevaban una vida mendicante y de trabajo artesanal.

                En este listado de “contracultura” podemos perfectamente incluir las “Utopías Renacentistas” con Tomas Moro a la cabeza:

                “O sea que considero muy moderadas y apropiadas las instituciones de los utópicos, quienes con tan pocas leyes tienen suficientes para afirmar tan magnífico gobierno, de forma que el mérito recibe su recompensa y repartición en partes iguales permite que todos disfruten de la exuberancia de todas las cosas”

                Aunque todo no fue teoría, también tenemos revueltas como las de Tomas Muntzer, teólogo, que pretendió implantar el “Reino de Dios”, entendido como una sociedad sin clases, sin Estado y sin propiedad privada. Lo que hoy llamaríamos una “Insurrección Anarquista”.

                Dando otro salto en el tiempo para que no se nos haga muy largo y pesado, y cruzando el charco, en el siglo XIX en EEUU, vemos que surge el “Trascendentalismo”. Una nueva contracultura que ejercieron una crítica de la ética protestante del trabajo, del capitalismo y de la esclavitud.

                De este mismo siglo tenemos el Anarquismo,  y ya en el siglo XX, los movimientos hippies y las revueltas juveniles de los años 60, etc, que sólo voy a nombrar ya que son más conocidos posiblemente que algunos de los movimientos que he nombrado antes.

                Esta pasado así a toda prisa por encima de la historia, es solo una forma de recordar a aquellas personas que están tan asustadas con la llegada de los nuevas formaciones políticas, de “antisistemas” “perroflautas varios” “castas y no castas””contraculturas” “indignados” o como los quieran bautizar, que si leyeran mas historia, y si se preocuparan tanto de mirar al suelo y a su alrededor, como de mirar al cielo y a su ombligo, se darían cuenta de que nada está inventado, que nada es inamovible y que lo que ellos consideran un desmoronamiento de los valores, no viene de ayer. Que  muchos de los que hoy se consideran santos o padres del pensamiento y de la espiritualidad de hoy día, en su momento fueron perseguidos y acosados por el sistema que gobernaba cuando ellos vivieron. Y que seguramente si hubieran vivido en la época de muchos de los que he nombrado, los que ahora defienden tanto el orden establecidos y admiran a San Francisco, a Jesús de Nazaret, o les parece fantástico Platón, hubieran sido los primeros que se habrían apuntado con la piedra en la mano para lapidar a cualquiera de ellos, porque en su día todos ellos fueron ANTISISTEMA.


N.A: Mi agradecimiento a Nacho Dueñas y a su libro por recordarme muchas de las cosas que ya sabía pero que había olvidado y que es bueno de vez en cuando volver a repasar.

        Tambien hoy quiero hacer mencion especial a Alex Salinas que ha logrado lo que parecia imposible, ser padrino de su sobrino en el mes de Septiembre pese a su condicion de transexual. Ahora todos los que hablaron y apoyaron tanto el tema de que no fuera, con insultos incluidos de lo mas variado a ver si tienen la conciencia de en las paginas que lo pusieron poner una DISCULPA, pero claro, eso es mucho pedir para esas mentes tan preclaras.

SHABBAT SHALOM

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.